Banco_LABORAL Kutxa Empresas2

Haz caso a tu banco, porque no siempre es el malo de la película

Gestión Financiera

24 Agosto, 2015 | Publicado por LABORAL Kutxa

Los bancos también tienen que calibrar bien los riesgos que corren a la hora de financiar una empresa. Como explica Óscar Muguerza, Director de Desarrollo de Negocio de Empresas de LABORAL Kutxa, en su artículo La Guerra de la Financiación. Episodio III, cuando el banco analiza tu empresa va a intentar cuantificar y prever los riesgos que tú corres en tu negocio porque de ello dependerá su supervivencia. En base a estos cálculos quizás no te conceda el crédito, puesto que necesitará más garantías.  Sin embargo, en esos casos pueden ofrecerte asesoramiento para que encuentres financiación alternativa con el objetivo de que puedas comenzar tu start up. Aquí van unos consejos que te ayudarán:

Banco_LABORAL Kutxa Empresas

– Recluta inversores: Si vas a poner en marcha una start up el éxito no lo tienes asegurado. Lo mejor es que trates de buscar diferentes inversores. ¿Cómo? ¿Dónde? Actualmente existen fondos de capital riesgo para invertir en este tipo de negocios, donde los llamados “Business Angels”– inversores de dinero y a veces, de tiempo y conocimiento– valoran si tu start up es una buena opción para invertir. Si es así, invierten. Empresas como Google, Amazon o Skype contaron en sus inicios con el apoyo de un Business Angel.

– Busca otras fuentes de ingresos: Es mejor emprender una start up cuando tienes otros ingresos asegurados. Para entender esto pondremos un ejemplo. Si tengo una empresa de diseño de páginas web asentada pero quiero lanzar otro negocio centrado en una aplicación, la empresa de diseño me asegurará unos ingresos por si la start up no tiene el éxito esperado.

– Adquiere una visión global: A la hora de buscar un aval para tu negocio, intenta que esa persona además de financiación te pueda aportar conocimiento. El asesoramiento también es dinero, así que tenlo en cuenta cuando busques aval. Un ejemplo es el Capital Riesgo Corporativo (más conocido por sus siglas en inglés, CVC, Corporate Venture Capital). Se trata de dar entrada en el capital de las start ups que están empezando a grandes grupos industriales y corporaciones que financien el proyecto en su desarrolloexpansión e internacionalización.

Esto permite a las primeras comenzar su despegue y a las segundas conocer la evolución de compañías que en el futuro más o menos cercano les puede interesar, bien desde el punto de vista tecnológico, de negocio, o bien de equipos directivos y profesionales. El socio incorporado bajo esta fórmula suele aportar el ‘expertise’ que dispone en su mercado particular, indispensable para poner en marcha los nuevos proyectos empresariales.

Bootstrapping: Este término inglés significa que financies tu start up vendiendo previamente el servicio que darás después. Como siempre los ejemplos son más clarificadores. En el caso de que tu start up se centre en crear una aplicación para facilitar la preparación de un viaje, trata de hablar con las cadenas hoteleras para que te financien la aplicación, puesto que luego las incluirás como opciones para reservar en dicha aplicación.

Tu opinión:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*